HENRY GIROUX: LOS DOCENTES SON UN BIEN COMÚN Y MERECEN MÁS RESPETO QUE UN BANQUERO O UN EJECUTIVO

El Doctor en Educación Henry Giroux (1943), es un crítico cultural estadounidense y uno de los teóricos fundadores de la pedagogía crítica.  Reconocido por haber compartido publicaciones y seguido la línea pedagógica con Jean Piaget. Sus teorías se basan en la importancia de que las estrategias didácticas promuevan el pensamiento crítico del alumno y tengan en cuenta un contexto de democracia, justicia social, poder, cultura y comunidad. Actualmente reside en Toronto (Canadá), como profesor en la Universidad McMaster, donde ostenta la cátedra de Cadenas globales de televisión en la carrera de Ciencias de la Comunicación. La Universidad Memorial de Canadá le concedió un doctorado honorario en letras.

Quizá le pueda ser útil esta publicación anterior: 3 LIBROS DE JEAN PIAGET QUE TODO DOCENTE DEBE LEER – DESCARGA GRATUITA.

Giroux, después de ofrecer una conferencia en el Centro de Cultura Contemporánea de Barcelona (España), dialogó con Ana Torres Menárguez, y cuyo contenido ha sido publicado por El País (España, 14/05/2019), y también concedió en Girona (España) una entrevista a La Vanguardia (Silvia Oller) “en la que deja clara la necesidad de repensar cuál debe ser el objetivo de la educación y cuestiona la utilidad de los actuales métodos de evaluación”.

La Web del Maestro CMF, por motivos únicamente educativos, de formación permanente y tratando de compartir las declaraciones de Henry Giroux, con la intención que nos pueda servir (como una opinión especializada y un particular punto de vista sobre la educación) a la mayoría de esta comunidad educativa digital, compartimos cuatro preguntas de El País y cuatro de La Vanguardia (06/05/2019), sobre qué es la pedagogía crítica, la formación docente, la innovación educativa, los exámenes, las tecnologías digitales, la inversión en educación, y las habilidades que deben desarrollar los estudiantes. (Los resaltados son nuestros).
ANA TORRES: ¿Qué es la pedagogía crítica?
HENRY GIROUX: “No es un método que se pueda aplicar en los colegios. Es una revisión del tipo de escuela que queremos. Es un intento por reconocer que la educación es siempre política y el tipo de pedagogía que se usa tiene mucho que ver con la cultura, la autoridad y el poder. La historia que contamos o el futuro que imaginamos se refleja en los contenidos que enseñamos. La pedagogía tal y como está planteada ataca en lugar de educar. Es un sistema opresivo basado en el castigo y en la memorización, que persigue el conformismo. Hay que desarrollar otros métodos que formen alumnos capaces de desafiar las prácticas antidemocráticas en el futuro”.
SILVIA OLLER: ¿Los profesores están preparados para hacer pedagogía crítica en las aulas? ¿Tienen suficientes recursos?
HENRY GIROUX: “Si queremos que los profesores sean críticos, hay que formarlos ya sea a través de programas pedagógicos o didácticos”.
ANA TORRES: Desde hace unos años, ha habido una ola de innovación educativa que ha transformado muchos colegios. ¿No cree que estén cumpliendo esa función?
HENRY GIROUX: “Las escuelas están siendo atacadas, especialmente desde Gobiernos fascistas y de derechas. […] La crisis de la escuela es la crisis de la democracia. Los gobiernos de derechas no quieren que la gente piense y la educación tiene un papel central en la lucha contra las narrativas tóxicas y el surgimiento de ideologías ligadas a la supremacía blanca”.

Le sugerimos leer una publicación anterior: INNOVACIÓN EDUCATIVA ¿EN MAYÚSCULAS O MINÚSCULAS INNOVACIONES?

SILVIA OLLER: ¿Recomendaría el modelo educativo finlandés, que tantas alabanzas recibe?
HENRY GIROUX: “En el modelo finlandés los profesores son muy respetados, cobran buenos sueldos, son tratados como un bien público, tienen un gran control sobre sus aulas que tienen ratios pequeñas. Respaldo ese modelo para cualquier país.
Los docentes son un bien común y merecen más respeto que un banquero o un ejecutivo. Uno de los índices que ayuda a medir cómo un gobierno trata a sus menores es a partir de la inversión en educación. Cuando se invierte más en gasto militar que en educación, hablamos de una sociedad que agoniza, moribunda”.Click para Twittear

SILVIA OLLER: ¿Es partidario de los exámenes?
HENRY GIROUX: “Los exámenes forman parte de un discurso de opresión, son una forma de disciplinar a estudiantes y a profesores y creo que roban la imaginación de los alumnos. Los exámenes se han convertido en una maldición al servicio de los poderes empresariales y otros poderes que buscan beneficios, ya que lo único que hacen es eliminar la autonomía de los maestros. A los docentes se les dice que hay que evaluar a sus alumnos y sobre qué contenidos, pero en el fondo esto hace que los maestros cada vez sepan menos de sus pupilos y de su comunidad y los estudiantes no se sienten ni motivados ni esperanzados”.
ANA TORRES: ¿Cuál es el peligro de los exámenes?
HENRY GIROUX: “Son una estrategia para hacer ciudadanos menos críticos. A los profesores se les ha dicho que no son intelectuales, que son tecnócratas y que están ahí para medir el conocimiento de los alumnos, que lo que importa son los exámenes. Parece que la evaluación es el centro del sistema educativo. Pero la función de la escuela debería ser conseguir crear ciudadanos tolerantes, con capacidad de diálogo.
El colegio es el lugar donde se crean las identidades. ¿Quién quieres ser? Cuando el profesor y los contenidos son incuestionables, están inculcando una forma autoritaria de entender la sociedad. Silenciar las dudas sobre lo que viene dado desde arriba. Click para Twittear
ANA TORRES: ¿No cree que las escuelas deben preparar a los alumnos para las habilidades que pide el mercado de trabajo? Van a encontrar un terreno muy competitivo.
HENRY GIROUX: “No les tienen que preparar para el trabajo que tendrán en el futuro, sino para el tipo de sociedad en la que quieren vivir. Te ofrezco las habilidades digitales para que trabajes en Google o en Facebook, pero vivirás en una sociedad fascista e intolerante. Eso no vale. Hay que priorizar que aprendan a ser ciudadanos informados …  […]”.
SILVIA OLLER: ¿Un mundo tan repleto de pantallas coarta el espíritu crítico de un alumno?
HENRY GIROUX: “Existe un error fundamental en relación a la cultura digital que es culpabilizar a la tecnología en vez de la sociedad que la usa. Las tecnologías se pueden usar de formas muy productivas. Cuando hablamos de cultura digital, nos referimos a los estudiantes como consumidores, pero creo que deberíamos tratarlos como productores de cultura: debemos ayudarles a controlar sus medios, a producir sus propios periódicos, a contactar con estudiantes de otros países para hablar de injusticias y de lo que la prensa convencional no aborda”.
ANA TORRES: Le podrían acusar de tener una visión demasiado utópica.
HENRY GIROUX: “Sobrevivir no es solo encontrar el trabajo adecuado, es reclamar un buen sistema público de salud o el derecho a una vivienda digna. El sistema escolar, basado en la competitividad entre iguales y en la idea de ganadores y perdedores, enseña a creer que cuando tienes un problema la culpa es tuya. Que los problemas son individuales. Las personas no pueden trasladar los problemas personales a carencias del sistema. Así surgen individuos alienados que se culpan a sí mismos de su situación desgraciada. «No hice lo suficiente en el colegio, por eso me va mal», piensan, en lugar de mirar al estado del bienestar, ver si se está desmantelando. Hay que enseñar a luchar y a exigir a la administración que cumpla sus obligaciones”.
Les recomendamos leer la información completa de la entrevista de El País en este enlace: “LA CRISIS DE LA ESCUELA ES LA CRISIS DE LA DEMOCRACIA”, y la entrevista de La Vanguardia en este enlace: HENRY GIROUX : “LOS EXÁMENES ROBAN LA IMAGINACIÓN A LOS ALUMNOS”
“Y creo que la educación debería dotar a los niños de las aptitudes, los valores para hacer una sociedad sin injusticias, ayudarles a ser reflexivos y también compasivos. Debemos ayudarles a ampliar su imaginación, a aprender, pero también debemos intentar lograr que la educación pueda llevar a un cambio social”.
REDACCIÓN WEB DEL MAESTRO CMF
La entrada HENRY GIROUX: LOS DOCENTES SON UN BIEN COMÚN Y MERECEN MÁS RESPETO QUE UN BANQUERO O UN EJECUTIVO se publicó primero en WEB DEL MAESTRO CMF.

PABLO PÉREZ: CUANDO SE ESCUCHA HABLAR DE EDUCACIÓN, SE HABLA DE TECNOLOGÍA, COMO SI FUERA EL CAMINO PARA ARREGLAR LA EDUCACIÓN

El médico, filósofo, educador y psicopedagogo refiere que la educación es y será siempre muy importante para la sociedad y el país. Sus 45 años en la docencia lo autorizan a hablar sobre este tema.
Más de 30 años formando educadores en la Universidad de Piura, y más de 45 en la docencia universitaria, validan al doctor Pablo Pérez para analizar el sistema educativo actual que, por lo general, enfoca al hombre hacia la obtención de un oficio y no a su formación como tal.

A continuación compartimos con fines educativos la entrevista realizada por Koko Zavala al Doctor Pablo Pérez para el portal de la UDEP.
Esperemos que el siguiente material sea de utilidad para toda la comunidad docente.
Solo la educación forma hombres
El profesor universitarios refiere que la educación es y será siempre muy importante para la sociedad: “Es lo fundamental para hacer hombres. Leía ayer cosas de la educación china y de la educación antigua en general, y la entendían como algo que intenta formar hombres, fundamentalmente. Hoy, se ha transformado en algo que pretende una formación técnica profesional y claro, ha hecho que todo sea una preparación para la futura actividad laboral, por lo que se educa en función de la carrera universitaria, transformada en el aprendizaje de una actividad profesional; pero, lo fundamental de la educación es formar hombres”, subraya.

¿Esta formación técnica sería una de las causas de los tiempos difíciles que atraviesa la educación en nuestro país?
Los tiempos difíciles pueden pasar por muchas cosas o pueden tener muchos orígenes. En la sociedad actual son causados por la visión del hombre y del mundo, por lo que ambos entienden como lo más valioso. Y es claro que es el desarrollo económico, no la integridad del hombre en sus diversos aspectos.  La formación técnica es la consecuencia de esa visión del hombre, y la sociedad, de la vida y de lo que hay que conseguir. A esos intereses apunta la educación. Por lo tanto, no es problema de la educación sino de las metas personales y sociales.
La educación tiene que engendrar de nuevo a los hombres y hacer que tengan unas determinadas ilusiones. En la sociedad actual parece que a los hombres los forma la técnica profesional sea del abogado, del arquitecto, del ingeniero, etc., cuando el hombre como tal, los principios que lo mueven, se forman antes. El formar pensando en la universidad y en la profesión ha hecho que esa educación primera no cumpla su objetivo, lo cual es catastrófico. Pero esa mentalidad también la tiene el profesorado. Y en el momento que lo más importante no sea formar un hombre sino enseñar un oficio, estamos perdidos, se educa para aprender un oficio y ganar dinero, y eso produce un hombre y una sociedad con problemas y sin grandes ideales.
¿Quiere decir que estamos perdiendo la batalla ante el incontenible avance de la tecnología aplicada en la educación?
Estamos perdiéndola, incluso, cuando se escucha hablar de educación, se habla de tecnología, como si fuera el camino para arreglar la educación y de hacer hombres. La tecnología nos ayuda para otras cosas, no para hacer hombres. Es la educación en la verdad la que tiene que hacer hombres.
En este punto, ¿cuál es el rol que le compete a la Universidad?
Yo creo que la Universidad, que la institución universitaria, es sobre todo un conjunto de profesores y de alumnos; pero, evidentemente, lo más importante en ella son los profesores, pues son los que van a hacer que los alumnos puedan adquirir la madurez para que sepan y quieran sacar el mundo adelante. Incluso diría que los profesores universitarios e investigadores de alto nivel son los que sacan al país adelante con el nivel adecuado.
¿Cree usted que gran parte del sistema universitario tiene ese rumbo?
Actualmente, existe un problema moderno terrible y es que la Universidad ha pasado a ser una empresa en la que muchos hacen un trabajo de empleados, en lugar de realizar y desarrollar su labor con verdadera vocación investigadora y docente, con grandes deseos de mejora, de sacar adelante algo que es propio.

Tenemos que hacer una universidad donde todos tengamos un ideal de realizar un trabajo que nos entusiasme, y no el trabajo que nos encomiendan, donde somos empleados para hacer lo que nos digan. La Universidad no es una empresa que te contrata para vivir, sino que es una tarea que tú quieres hacer; y, la investigación y la formación es una cosa muy personal no es una tarea que a uno le imponen, yo creo que eso es lo fundamental para que la Universidad conserve su espíritu.
Respecto a la Universidad de Piura, ¿en qué momento se vincula usted con ella, con la Educación?
Yo llegué a la Universidad de Piura en el 71, pero me animaron a venir y lo decidí en el 69. Estaba en la Universidad de Navarra y la ilusión de venir al Perú a hacer una universidad que se pareciera a aquella imagino que es lo que me convenció de venir. En ese entonces, (1969) estaba haciendo mi tesis doctoral y la terminé en mayo del 70. Una vez culminada, arreglé todo y vine en febrero de 1971.
¿Cómo era el ambiente académico de entonces?
Cuando llegué, yo era un médico dedicado a la investigación bioquímica, sabía que al venir a Perú tenía que colgar la Bioquímica. Ya en la UDEP, me encontré que tenían a Mons. Juan Antonio Ugarte como profesor de Química, yo ocupé el vacío que dejó al irse. Los primeros años, estuve en Ingeniería aprendiendo química. Sabía la química de la Bioquímica, pero no la de ingenieros. Los primeros años fueron de un nuevo aprendizaje para conseguir ponerme al nivel de los ingenieros.
¿Cómo era la relación profesor-alumno?
En aquel entonces éramos muy poquitos. La vida universitaria era de mucha cercanía con los alumnos, no solo con los que les dictabas clases, sino con todos; y, es que, en general, casi enseñabas a la mayoría. Yo dicté a todos los alumnos de Ingeniería, a una gran parte de los de Administración y Ciencias de la Información. Entonces, éramos gente conocida que nos queríamos. Yo siempre digo que el cambio de la Universidad lo describo diciendo que primero conocía a todos, después a todos los profesores y todos los alumnos me conocían a mí, más tarde, los profesores me conocían pero no todos los alumnos, y después ni los profesores ni los alumnos me conocían a mí. Ha ido cambiando conforme ha ido creciendo, pero tú lo recordarás también, ¿no?
Este contenido ha sido publicado originalmente por Universidad de Piura en la siguiente dirección: udep.edu.pe
La entrada PABLO PÉREZ: CUANDO SE ESCUCHA HABLAR DE EDUCACIÓN, SE HABLA DE TECNOLOGÍA, COMO SI FUERA EL CAMINO PARA ARREGLAR LA EDUCACIÓN se publicó primero en WEB DEL MAESTRO CMF.

PABLO FERREIRO: FUNCIONARIOS PÚBLICOS ¿CÓMO ELEGIR A LOS MEJORES?

Pablo Ferreiro es Doctor en Ingeniería Industrial del Politécnico de la Universidad de Madrid, España. Tiene un postgrado en Psicología Industrial de la Universidad de Barcelona. Se desempeña como Profesor Visitante del Instituto de Estudios Superiores de la Empresa (IESE), la Universidad de Navarra, del Instituto de Alta Dirección Empresarial (INALDE) de la Universidad de Sabana, Colombia, así como del Instituto de Altos Estudios Empresariales (IAE) de Argentina. Ha escrito libros y artículos en revistas especializadas, y es consultor y asesor de empresas.

A continuación compartimos con fines educativos la entrevista realizada por Elena Belletich al Doctor Pablo Ferreiro para el suplemento Semana y que también se encuentra publicada en el portal de la UDEP.
Esperemos que el siguiente material sea de utilidad para toda la comunidad docente y público en general.
Funcionarios públicos: ¿cómo elegir a los mejores?
¿Por qué fallan tanto las instituciones, las personas? Es de suma importancia señalar que el problema latente sigue siendo este: la falta de idoneidad de las personas elegidas, falta de valores y de capacidad.
Si en el “Año de la lucha contra la corrupción y la impunidad”, alguien duda de que el proceso de elección y selección del personal es un factor clave en el éxito y en los resultados de una gestión, el problema es, entonces, mucho más grave de lo que parece. Para comprenderlo,  recurrimos al doctor Pablo Ferreiro y a sus más de 40 años de experiencia en la formación de directivos.

Creo que muchos de los que venimos del siglo XX, alguna vez pensamos que con el siglo XXI llegarían las soluciones a los perores problemas de la humanidad: hambre, desempleo, delincuencia, pobreza, guerras; o los problemas de ineficiencia e ineptitud de una gran mayoría de funcionarios públicos, algunos que ni siquiera tienen que ver con la falta de dinero, pues, por ejemplo, no son pocos los casos en los que de los porcentajes de  los presupuestos asignados a la realización de obras, apenas se utiliza un porcentaje mínimo, al final del periodo de ejecución.

LOS PROFESIONALES REFLEJAN EN LA SOCIEDAD LO QUE HAN APRENDIDO EN LAS AULAS

¿Qué sucede?, ¿Por qué fallan tanto las instituciones, las personas? Creemos que es de suma importancia señalar que el problema latente sigue siendo este: la falta de idoneidad de las personas elegidas, de valores, de capacidad. Pablo Ferreiro de Babot, profesor del PAD-Escuela de Dirección de la Universidad de Piura, uno de los primeros profesores que, desde hace más de 40 años, enseña que las personas son el fundamento y razón de ser de las organizaciones y que ha formado, aún lo hace, a decenas de generaciones de directivos en el país, procedentes de instituciones públicas y privadas, está más que autorizado para referirse a este tema.
Elijamos colaboradores idóneos
El doctor Ferreiro nos da una premisa: No importa si una organización es grande o pequeña, el directivo siempre debe elegir colaboradores idóneos. Siendo así, bien podemos referirnos a un gobierno regional, a una municipalidad, a una empresa pública o privada o a una microempresa. “No hace falta que la organización (empresa) sea grande o pequeña: lo mínimo que se le puede exigir a un directivo de casi cualquier organización es que elija colaboradores idóneos en cuanto a las competencias llamadas ‘hard’ o vinculadas al negocio de que se trate (resultados), y las ‘soft’ o habilidades blandas), aquellas relacionadas al mando sobre personas (trato) o sus firmas. Habrá unos puestos que requieran una calificación sobresaliente en las primeras; y, normal, en las segundas; para otros puestos será al revés”.
Entonces, para elegir los colaboradores idóneos, aquellos con competencias ‘hard’ o ‘soft’ necesarias, y adecuadas, la tarea de selección es absolutamente relevante. De hecho, el doctor Ferreiro señala que la del ‘seleccionador’ constituye una profesión bastante prestigiada en los ámbitos nacional e internacional. “Cuando alguien desea contratar personas capaces para ocupar puestos importantes de su estructura suele recurrir a dichos especialistas. Son estos los que realizan el levantamiento del perfil del puesto a cubrir y el de los candidatos interesados en ocuparlo; asimismo, añaden una opinión o pronóstico sobre el ajuste obtenido y la recomendación correspondiente”.
Hasta aquí, ¿los directivos de nuestras instituciones públicas o de los gobiernos regionales, nacionales o locales recurren con frecuencia a este tipo de profesionales?, ¿la oficina de recursos humanos, de personal, cuenta con un equipo seleccionador capaz ética y técnicamente? Si la respuesta es “ninguna de las anteriores”, ¿ya es momento de hacerlo, no?
Filtros para la selección
¿En qué punto inicia la selección de personal?, ¿dónde se deben poner los primeros filtros: en los partidos, en las instituciones públicas, en la selección de personal en la misma oficina de Recursos humanos?, ¿cómo inicia el proceso?

Al respecto, el doctor Pablo Ferreiro señala: “Los filtros o cautelas que hay que aplicar o seguir son comunes a multitud de organizaciones; pero, hay que ser más exhaustivos según vaya aumentando la responsabilidad del puesto que se desea cubrir. Es más grave un error de contratación al elegir una persona para que ocupe un puesto de una empresa u organización de carácter público que privado. Sin embargo, resulta paradójico que haya más errores y menos controles en las instituciones públicas”.
Quizá aquí se explica por qué “hay falta de calibre profesional y moral de algunas de nuestras autoridades, a juzgar por los cuadros que contratan, que, con frecuencia, a pocas horas de su nombramiento ya son objeto de denuncias, gracias al buen trabajo (gratuito) de bastantes medios de opinión. Seguramente, saldría más barato contratar a sus periodistas, invitándoles a seleccionar a los altos funcionarios. Así, también se ahorrarían algunos sofocones que pueden terminar en juicios y en prisión (no estamos hablando de otros planetas)”, indica el experto en Gobierno de personas y en motivaciones trascendentes.
En suma, indica, hace falta un análisis concienzudo y de calidad de la información disponible, en cuanto a cantidad y verosimilitud.
La promoción interna, una buena opción
El doctor Ferreiro, uno de los docentes pioneros de temas de recursos humanos y gobierno de personas en la UDEP, también refiere: “Una buena regla muy aquilatada por el tiempo y, por lo tanto, por la experiencia es que los ascensos provengan normalmente de la promoción interna. Encierra una gran sabiduría el dicho: ‘quien mal anda mal acaba’. Por ello, si se lleva con orden el expediente personal de cada funcionario, es fácil repasar la trayectoria de cada uno, antes de ni siquiera aceptar su candidatura: la proponga quien la proponga”.

SI NO TE DIVIERTES ENSEÑANDO, DEDÍCATE A OTRA COSA

Agrega que, esta tarea de promoción interna también tiene, felizmente, su base natural en el dicho complementario: ‘El que bien anda bien acaba’ (no tan famoso como el anterior, no porque no encierre una gran verdad, sino por la falta de casos ejemplares, que, seguro que los hay, no son suficientemente promocionados por quienes les corresponde hacerlo (medios de comunicación, periodistas, etc.). Además, deben ser publicados con antelación los currículos (hojas de vida), fiables (ello dependerá, en buena parte, de qué medios o periodistas los presentan y quién financia la publicidad). ¡Qué paraíso de fe pública (oxígeno) entraría a tallar versus el smog (corrupción) que nos asfixia! 
Evaluación de 720 grados y renovación por tercios
Otra excelente alternativa, para que una organización vaya ‘purgando’ sus malos elementos y asegurando sus mejores talentos, es la evaluación pública anual (de 360º o, mejor, de 720º). Esta debe ser realizada por “organizaciones o expertos de reconocida trayectoria (universidades públicas o privadas de solvencia moral: conocidas por todo, menos por los responsables de la selección)”. Lamentablemente, pocas veces se acude a este tipo de instituciones serias y calificadas: “a veces pareciera como si los  más exitosos pillos del Perú fueran los encargados de elegir a sus sucesores. Ciertamente, aquí no cabe decir que cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia…”, comenta el profesor del PAD de la UDEP.
Agrega: “La renovación por tercios o mitades de todos los cuerpos de funcionarios es una eficaz medida, aunque los condena a una cierta mediocridad derivada precisamente de la falta de continuidad. Si cada vez que un empleado de un organismo público fuera condenado, tras un juicio sumario, también lo fuera la autoridad que lo nombró, en 3 años ya se habrá renovado la calidad ética (profesional y moral) de los cuerpos oficiales (se supone que el Poder judicial y, ojalá también, el político, ya hubieran pasado por este proceso), acota.
Sobre Pablo Ferreiro de Babot
Es profesor del área de Gobierno de personas, en el PAD-Escuela de Dirección de la UDEP y miembro fundador de la misma.
Doctor en Ingeniería Industrial del Politécnico de la Universidad de Madrid, España, con posgrado en Psicología industrial por la Universidad de Barcelona, España.
Asimismo, es consultor, asesor de empresas y miembro de directorio de varias de ellas, especializado en temas de Comunicación, Delegación, Promoción y Capacitación, enfocados bajo el prisma de las motivaciones y necesidades humanas.
Es autor de los libros “El octógono: un diagnóstico completo de la organización empresarial”, “Ética para empresarios”,  otros; y coautor de “Gobierno de personas en la empresa”.
Este contenido ha sido publicado originalmente por Universidad de Piura en la siguiente dirección: udep.edu.pe
La entrada PABLO FERREIRO: FUNCIONARIOS PÚBLICOS ¿CÓMO ELEGIR A LOS MEJORES? se publicó primero en WEB DEL MAESTRO CMF.

DAVID A. SOUSA: LAS EMOCIONES JUEGAN UN PAPEL MUY IMPORTANTE EN EL APRENDIZAJE

El Dr. David Sousa licenciado en Química con una maestría en artes en la enseñanza de las ciencias de la Universidad de Harvard y un doctorado de la Universidad de Rutgers, es el autor de unos 15 libros de ciencia, educación y la investigación del cerebro; que sugieren formas en que los educadores y padres de familia pueden traducir la investigación actual del cerebro para mejorar los procesos de enseñanza y aprendizaje (Casa del Libro, Neurociencia Educativa), que creemos muy importante leer.
Gracias a La Revista Para el Aula del Siglo XXI, EDUCACIÓN 3.0, que publica una entrevista al Dr. Sousa, y que compartimos con fines únicamente educativos- pastorales, creemos de mucha utilidad en la educación conocer porqué el entrevistado opina que cuanto más se sepa sobre cómo aprende el cerebro, más dominio se tendrá en la enseñanza y porqué es necesario incluir la neurociencia en sus cursos.

¿Qué tan importante será que los profesores sepan conectar el objetivo de aprendizaje con las emociones? ¿Cree Usted que la tecnología educativa puede alejar de un aprendizaje efectivo? ¿Qué opinión le merece esta entrevista?
David A. Sousa: “Es más probable recordar algo nuevo cuando conecta con las emociones”
Consultor educativo internacional y autor de más de una docena de libros como ‘Neurociencia educativa’ o ‘Cómo aprende el cerebro’, David A. Sousa reflexiona en esta entrevista sobre el papel que juega el cerebro en la educación. Según su opinión, la neurociencia educativa ayuda a entender diversas maneras de abordar el aprendizaje de los estudiantes.

¿Por qué es tan importante conocer el funcionamiento y la estructura del cerebro?
Los maestros intentan cambiar el cerebro humano todos los días. No se trata de pedirles que se conviertan en neurocientíficos pero, cuanto más sepan sobre cómo aprende el cerebro, más éxito tendrán en la enseñanza.
¿Se tiene en cuenta hoy en día en los centros educativos?
Sí, pero muy poco. Los educadores están empezando ahora a conocer los estudios sobre cómo aprende el cerebro. Esta información debería formar parte de la base de conocimiento de todos los maestros. Por ello, estamos trabajando duro para actualizar las aulas, sobre todo, para conseguir que los profesores de las universidades educativas incluyan la neurociencia en sus cursos.
Cuanto más sepan los docentes sobre cómo aprende el cerebro, más éxito tendrán en la enseñanza.
¿Dónde y por qué se produce el aprendizaje en el cerebro?
Son muchas las partes del cerebro que se activan durante el proceso de aprendizaje. La parte frontal (lóbulo frontal) es la responsable de la atención, la memoria activa, la resolución de problemas y la toma de decisiones. El centro profundo del cerebro (sistema límbico) procesa las emociones y decide qué aprendizaje se codificará en la memoria a largo plazo. La información sensorial se procesa a través de otras áreas.
¿Qué aporta la neuroeducación al proceso de enseñanza-aprendizaje?
A medida que los investigadores hacen nuevos descubrimientos sobre cómo el cerebro aprende, los educadores pueden decidir si cualquiera de esos descubrimientos se traducen en estrategias de enseñanza más eficaces.

¿Propiciaría una educación individualizada que respetara los ritmos de cada alumno?
A medida que la población estudiantil se diversifica en cultura, idiomas y habilidades, los maestros necesitan diferenciar su instrucción para satisfacer las necesidades individuales de sus estudiantes. La neurociencia educativa les ayuda a entender diversas maneras de abordar el aprendizaje de los estudiantes.
La neurociencia educativa ayuda a los maestros a entender diversas maneras de abordar el aprendizaje de los estudiantes.
¿Qué cambios serían necesarios en el proceso de evaluación actual?
Deberíamos hacer evaluaciones formativas con frecuencia para comprobar la comprensión del estudiante y su progreso hacia el objetivo de aprendizaje. Así, los profesores podrían adaptar la enseñanza. Además, deberíamos centrarnos menos en una evaluación sumativa —esas pruebas ‘de alto riesgo’ al final de la unidad—, con la que poco se puede hacer para mejorar el aprendizaje de los alumnos una vez terminada la lección.
¿Y en otros aspectos (entorno físico, modo de trabajo…)?
En cuanto al ambiente físico, éste debería ser un lugar donde los estudiantes se sientan físicamente seguros y tengan suficiente espacio para poder moverse por el aula durante la lección. El movimiento es un factor importante para generar aprendizajes, así como para activar la memoria.
El movimiento es un factor importante para generar aprendizajes, así como para activar la memoria.
¿Qué papel desempeñan las emociones en el aprendizaje?
Las emociones juegan un papel muy importante en el aprendizaje. Las dos estructuras cerebrales responsables de crear recuerdos a largo plazo se encuentran en la parte emocional (límbica) del cerebro. Por eso recordamos las mejores y peores cosas que nos han pasado. Siempre que los maestros puedan conectar el objetivo de aprendizaje con las emociones, habrá una mayor probabilidad de que los estudiantes recuerden el nuevo aprendizaje.
¿Qué rol juega la tecnología en este contexto?
La influencia de la tecnología en el proceso de enseñanza-aprendizaje es complicada. La tecnología puede ser útil, por ejemplo, cuando permite a los estudiantes ver lo que están aprendiendo aplicado al mundo real, o ponerse en contacto con estudiantes de otras partes del mundo para obtener sus puntos de vista sobre los temas tratados en el aula. Sin embargo, la tecnología también puede alejarnos de un aprendizaje efectivo cuando se convierte en el foco de la lección, en lugar de asistir al logro del objetivo real de la lección.
Este contenido ha sido publicado originalmente por Educación 3.0 en la siguiente dirección: educaciontrespuntocero.com
La entrada DAVID A. SOUSA: LAS EMOCIONES JUEGAN UN PAPEL MUY IMPORTANTE EN EL APRENDIZAJE se publicó primero en WEB DEL MAESTRO CMF.

EL TDAH ES UN SÍNDROME MUY MAL DIAGNOSTICADO EN EL SENTIDO DE QUE SE CONFUNDE CON OTROS SÍNDROMES

Autor y ensayista español, Francisco Mora se licenció y doctoró en Medicina en la Universidad de Granada, y se doctoró en Neurociencias en la Universidad de Oxford. Mora es catedrático de Fisiología en la Universidad Complutense de Madrid y profesor adscrito de Fisiología Molecular y Biofísica en la Universidad de Iowa, en Estados Unidos.
Escribió numerosos artículos y libros profesionales y de libros más divulgativos sobre el cerebro y la memoria, de entre los qe habría que destacar algunos tan conocidos como El sueño de la inmortalidad, Cómo funciona el cerebro, El científico curioso: la ciencia del cerebro día a día, o El dios de cada uno.

Según Mora, el docente (“el primer vigilante en la educación escolar de los niños”) puede ser (y ojalá sea) un “maestro especializado” en neuroeducación; él tendrá la ventaja de unir los conocimientos pedagógicos con las neurociencias; de esta manera podrá detectar tempranamente las deficiencias del aprendizaje, permitiendo las “intervenciones tempranas”. Ante un cerebro que se modifica constantemente, cuanto más temprano se descubra la hiperactividad, la hipermotilidad, el autismo, la dislexia, …, se desterrarán los fármacos, y se acudirá a la aplicación de test y/o la derivación a un “neuroeducador”. LA EMOCIÓN DEL PROFESOR ES EL INGREDIENTE FUNDAMENTAL PARA PODER ENSEÑAR. 

LA EMOCIÓN DEL PROFESOR ES EL INGREDIENTE FUNDAMENTAL PARA PODER ENSEÑAR

A continuación compartimos con fines educativos la entrevista realizada a Francisco Mora por Ana Soteras para el portal EFE: Salud, en donde el Doctor en Medicina por la Universidad de Granada y doctor en Neurociencia por la Universidad de Oxford, en Inglaterra, resalta que “Necesitamos utilizar todo nuestro cerebro” y que el TDAH es un síndrome muy mal diagnosticado. Esperamos que la siguiente entrevista sea de utilidad para la comunidad docente.

¿Por qué sentimos esa atracción por el cerebro? Eso no pasa con otros órganos
Porque el cerebro representa una parte importante de lo que somos, pero no lo que somos. El cerebro no soy yo, el cerebro es un órgano más de mi cuerpo. Nuestro cerebro es un órgano que funciona solo adecuadamente en conexión con el resto de los órganos, está alimentado por sustancias que liberan el hígado, páncreas , riñón…y modulan sobre todo la parte que controla las emociones. Y eso lo que constituye en nosotros lo que yo llamo persona. El cerebro no aprende, no sueña…lo hace cada uno de nosotros. Genes, cuerpo y medioambiente nos hace seres únicos.
Critica el uso desmedido y a veces erróneo del prefijo “neuro”
Sí, y se llega al ridículo. El prefijo neuro ha sido un valor para subclasificar el mundo de la ciencia, pero se ha extrapolado hasta tal punto de valor de marketing que se llega a anteponer el neuro a todo…¡hasta neuroutopía!

LA EMOCIÓN DEL PROFESOR ES EL INGREDIENTE FUNDAMENTAL PARA PODER ENSEÑAR

También algunas pseudociencias utilizan ese prefijo para darle más empaque científico a la terapia alternativa
Ante los que dicen que determinadas pseudoterapias sirven para curar el cáncer, hay quien tiende a sentir el calor emocional y la protección, a pesar de que hay evidencias transparentes de que no sirven para nada. Tenemos una construcción emocional sentimental tan profunda y una necesidad del otro ante situaciones de angustia que tendemos al pensamiento mágico, lo opuesto a la causa-efecto. Dicen que esas pseudoterapias le hacen efecto, y eso científicamente no se sostiene pero les da igual, ese posicionamiento tan fuerte es emocional y la emoción es lo que mueve el mundo y no la razón. Somos seres emocionales en el 90% de lo que somos.
Uno de los mitos más extendidos es que no utilizamos todo el cerebro
Si eso fuera cierto estamos llamando estúpida y obsoleta a la evolución biológica después de que el cerebro del astralopitecus pesara 450 gramos y hoy llegue a los 1.450 gramos, algo que ha costado construir 4 millones de años. Decir que el 90% del cerebro no sirve es opuesto al pensamiento científico. Hoy sabemos que todo pensamiento se distribuye por todas la áreas del cerebro, necesitamos todo nuestro cerebro para todo lo que hacemos las 24 horas, bien es verdad que no todo al mismo tiempo.

FRANCISCO MORA: “UN MAESTRO TRANSFORMA LA FISIOLOGÍA DEL NIÑO”

Entonces depende de nuestro aprendizaje potenciar el uso del cerebro
Aprender y memorizar es el gran código de la naturaleza antes que comer, de beber, de la sexualidad, del sueño… antes de todo eso aprendemos a aprender y a memorizar porque la supervivencia depende de eso. El cambio a mejor del cerebro, lo que se llama plasticidad, está en que lo que aprendes y memorizas. Eso cambia la estructura anatómica de las neuronas y de sus conexiones.

El TDHA y el bilingüismo, según Francisco Mora
En su libro habla de la controversia que existe en relación al síndrome de TDAH
Es un tema caliente y complicado. El TDAH o Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad es un síndrome muy mal diagnosticado en el sentido de que se confunde con otros síndromes como el de Tourette, el de desobediencia a la autoridad… El problema es la medicación que se da al niño, el metilfenidato, un derivado de la anfetamina, que es bastante efectivo en un niño muy hiperactivo, pero no con los niños mal diagnosticados. Estamos haciendo barbaridades terapéuticas.
Habla del bilingüismo como un beneficio cognitivo
Creemos que tiene consecuencias para lo que llamamos reserva cognitiva, es beneficioso de cara a un deterioro cognitivo junto con el ejercicio físico aeróbico y las relaciones sociales.
Bilingüismo simultáneo es que el se aprende de padre y madre (cada uno un idioma); bilingüismo secuencial  es de una persona que vive en un país diferente al de la lengua materna y paterna, en casa habla dos idiomas y un tercero en la calle). Pero también es bilingüismo simultáneo el del joven que se va a vivir a otro país y, aunque el acento no lo pierda nunca, hace una inmersión completa. Creemos que es bueno para frenar el deterioro cognitivo propio de la edad, porque el bilingüismo bien entendido donde más efectos estamos encontrando es en las personas mayores, en especial en la la capacidad de memoria y de atención ejecutiva del bilingüe tanto en niños como en personas mayores.

SI HAY QUE APRENDER BIEN, HAY QUE HACERLO CON ALEGRÍA, QUE ES CUANDO SE APRENDE, ES CUANDO TE DA GUSTO

El beneficio no es tanto por el bilingüismo en sí, por las lenguas como tales, sino por el duro aprendizaje que constituye aprender una lengua.
Algunos de los neuromitos más universales
1. Sólo utilizamos el 10% de nuestro cerebro
“Si de un cerebro de 1.450 gramos no utilizamos el 90% es llamar estúpida y obsoleta a la evolución biológica”, subraya Francisco Mora, quien afirma: “Necesitamos todo nuestro cerebro para todas nuestras actividades durante 24 horas, aunque es cierto que no todo el cerebro se utiliza al mismo tiempo”.
2. El mito de los tres primeros años
No hay evidencia científica que avale que en ese periodo de gran transformación en el cerebro del niño, hasta los tres años, absorba todo tipo de estímulos más allá de lo sensorial y emocional.
“Traemos códigos programados que se expresan o no en función del medioambiente, de la cultura y los estímulos que recibimos. Pero el niño hasta los tres años tiene que aprender lo sensorial y lo motor a través del juego. El juego es el disfraz del aprendizaje y eso es lo que hay que potenciar en casa, no hacer deberes”.
3. El efecto Mozart
Un estudio publicado hace 25 años en la revista científica “Nature” asociaba una mejora de las funciones cognitivas en universitarios que habían escuchado una sonata para piano de Mozart frente a otros que hicieron actividades diferentes. Algo que se convirtió en un fenómeno, el “efecto Mozart” se asoció a mejorar la inteligencia.
“Cualquier tipo de estímulo ligeramente excitante comparado con la monotonía del silencio sería capaz de producir un “efecto Mozart” pasajero, tanto incluso como lo pudiera hacer, señalan algunos autores, una buena taza de café. El efecto Mozart es mito”, explica Francisco Mora en su libro quien sí precisa: tocar un instrumento musical sí produce un alto beneficio en los niños.
4. El mito de la percepción extrasensorial
Telepatía o lectura de la mente de otra persona; clarividencia o capacidad de ver lo oculto y precognición o capacidad de adivinar eventos o sucesos son algunas de las percepciones extrasensoriales que algunas personas dicen poseer.
“Otro mito, tales capacidades no existen. Todas ellas nacen del pensamiento mágico, del miedo y del engaño”, señala el experto quien apunta que no existen evidencias científicas y alude al azar como parte de la explicación.
Este contenido ha sido publicado originalmente por EFE: Salud en la siguiente dirección: efesalud.com

MAR ROMERA: EL DOCENTE DEL SIGLO XXI TIENE QUE SER UN DOCENTE CULTO, QUE LEE MUCHO, QUE DOMINA LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN…

Mar Romera es Maestra, licenciada en pedagogía y en psicopedagogía. Especialista en Inteligencia emocional y autora de diversos de libros dedicados a la escuela, la infancia y la didáctica activa. Es Presidenta de la Asociación Pedagógica Francesco Tonucci (APFRATO) y en la actualidad asesora pedagógica en la implementación de programas de innovación en diferentes centros de nuestro país.

Autora y coordinadora del modelo pedagógico “Educar con tres Cs: capacidades, competencias y corazón”. y colaboradora en formación permanente del profesorado en las diferentes comunidades autónomas de nuestro país en colaboración con las diferentes Consejerías de educación.
Compartimos con fines educativos una parte de la entrevista a Mar Romera realizada por Adrián Cordellat para el portal El País (España),  en donde la especialista en pedagogía y psicopedagogía hace hincapié en la necesidad de transformar la educación con los niños y no para los niños.

Le le interesa leer la entrevista completa, puede hacerlo en el siguiente enlace: Mar Romera: “Nadie defiende 12 horas de trabajo, pero sí se las exigimos a los niños”.
Pregunta. Me ha sorprendido mucho la analogía que haces en el primer capítulo del libro entre educación y dos campos tan dispares como el fútbol o la alta cocina. ¿Qué debe aprender la educación de ellos?
 Primero a estar de moda y segundo a considerarse importante. Al final, cuando yo me planteé este paralelismo fue porque vi que cuando hablamos de fútbol da igual los malos resultados que tenga nuestro equipo que siempre tendremos ilusión y esperanza.
Lo que es seguro que debe aprender del fútbol es a conseguir una presencia tan brutal en los medios. ¿Qué debe hacer la educación, la escuela, para acaparar esa atención mediática?
Entender que cuando hablamos de infancia no estamos hablando de futuro, sino de presente. Ese es el problema por el que la educación no tiene una trascendencia. Cuando hablamos de educación y de infancia nunca esperamos que las medidas y soluciones sean mañana, siempre hablamos de proyectos o programas a medio y largo plazo. Este problema lo arrastran nuestros políticos y todo cambiaría mucho si empezásemos a ver a los niños y niñas como ciudadanos del presente y no del futuro. 
Hay quien a ese dar protagonismo a los niños lo llama sobreprotección o consentimiento.
No estoy hablando de permisividad, de sobreprotección, de capricho. Absolutamente lo contrario. Es que no tenemos en cuenta a los niños porque los vemos como ciudadanos del futuro que no son rentables hoy. Así que como hoy ellos no tienen tarjeta de crédito y no pagan, no me interesan. Como tampoco votan, no me interesan. Todo sería totalmente diferente si el protagonista del sistema fuese el niño. El niño tiene derecho a participar en los aspectos que la afectan, a existir como persona, no como proyecto de persona.
“La escuela que quiero es una escuela CON la infancia y no PARA la infancia”, escribes precisamente.
En esta sociedad rápida, de consumo y neoliberal en la que jugamos, todas las estructuras que han entendido que la infancia puede ser un gran sector de consumo se han puesto a diseñar para ellos. Te voy a poner un ejemplo, las estanterías con chuches que suele haber en las cajas de los supermercados: ¿las hemos colocado ahí CON los niños o PARA los niños? Yo creo que está bastante claro. Pues ahora llevemos este ejemplo tan de simple a la escuela. Cuándo hablamos del modelo de evaluación, de las asignaturas, de horarios, de pruebas externas, ¿lo hacemos PARA la infancia o CON la infancia? Siempre lo hacemos para ellos como elemento último de la cadena de consumo, pero nunca los tenemos en cuenta.
Entre las cosas que la escuela que quieres debería potenciar está el juego, pero también otras como la autonomía. Siempre me da esa sensación de que en España acostumbramos a llenarnos la boca hablando de autonomía pero no se lo ponemos nada fácil a los niños para ser autónomos…
Se lo ponemos imposible. Además, a cualquier tropezón que da un niño en el patio y se hace una rozadura nos falta llamar al Tribunal Superior de Justicia. No te dejo solo, no te suelto, no te dejo hacer… No les dejamos respirar, caerse, equivocarse.

 Hablas también de la necesidad de aprender a elegir, del trabajo en equipo, del respeto y los valores. ¿Estamos aún lejos de afianzar esos pilares fundamentales de la escuela que quiere Mar Romera?
No puedo generalizar. Hay escuelas y profesorado alucinantes, con movimientos espectaculares, que se atreven a mirar de frente a la estructura normativa para tunearla desde los ojos del niño. Y hay coles que son la antítesis. Y sobre todo tengo que decir que lo que hay es un sector del profesorado que de forma individual, casi como francotiradores, están haciendo un trabajo maravilloso.
Justo quería acabar la entrevista hablando del profesorado. No dudas en afirmar que todo lo anterior es importante, “pero las personas, el profesorado, es lo imprescindible, lo diferente, lo genial. Si esto está bien, todo lo demás será mejorable, pero la escuela estará bien”. Y añades, como docente que eres, “el alumnado no aprende lo que le enseñamos, nos aprende a nosotros”. ¿Cómo es el profesor de la escuela que quieres?
Pues para empezar ese profesor debería tener una formación inicial importante que le haga plantearse si de verdad esta es su profesión o no. El docente del siglo XXI tiene que ser un docente culto, una persona que lee mucho, que domina los medios de comunicación, que va al cine, que escucha música, que va al teatro, que viaja, que prueba todo tipo de comidas… Alguien con una mente abierta y permeable, porque eso es lo que el alumnado tiene que aprender. Y por otra parte tiene que ser alguien que conozca la historia de la pedagogía, de la educación, de los avances científicos en la materia. Hay que formarse mucho psicopedagógicamente, no dejar de estudiar y de prepararse nunca, ya que esta profesión requiere de una transformación y de una evolución personal continua. De la misma manera tiene que ser alguien que crezca en habilidades intrapersonales como el autocontrol, el autoconocimiento, la autodisciplina, la autoevaluación, la reflexión… Todo esto es una parte fundamental en un ser humano que está expuesto a que lo aprendan otros niños para los que va a ser su referente. Y lo mismo con las habilidades de comunicación como la capacidad de escucha, de mediación, de resolución de conflictos, de resiliencia… todo aquello que le lleva a ser un agente transformador del núcleo social en el que trabaja. La escuela del siglo XXI, y el profesor del siglo XXI, no es la que enseña, sino la que aprende, la que escucha, la que respeta y la que permite que los niños y niñas sean agentes de cambio en el futuro.
Este contenido ha sido publicado originalmente por El País (España) en la siguiente dirección: elpais.com

XAVIER MELGAREJO: SI LOS PADRES Y PROFESORES NO DOMINAN LA LECTURA ¿CÓMO LA VAN A ENSEÑAR?

La especialización en la formación del profesorado y sus estudios en Finlandia, son dos de las razones por las que consideramos que puede ser muy provechoso visualizar el video del licenciado en Psicología y doctor en Pedagogía Xavier Melgarejo (1963 – 2017), laureado el año 2014 por el presidente de la República de Finlandia, Sauli Niinistö, con la condecoración de Caballero de la Rosa Blanca de Finlandia. “¿Por qué Finlandia es líder en comprensión lectora?” ha sido colgada en YouTube por Supertics, y lo compartimos fines únicamente educativos – pastorales.

Si bien el video nos trae una reflexión muy autorizada, de quien vivió 14 años estudiando la educación finlandesa y analiza (en voz alta) el porqué de los logros en las competencias lectoras de sus estudiantes, consideramos que nunca debemos olvidar que es de sabios aprender de otros, o como dijo Voltaire: “hay alguien tan inteligente que aprende de la experiencia de los demás“. Ojalá se puedan dejar algunos prejuicios como: “siempre hablando de Finlandia”, “es otra realidad social”, “ellos tiene otra infraestructura y cultura”, “allá se les paga mejor a los profesores”, “no es bueno “copiar”, … y nos dispongamos a escuchar, reflexionar, dialogar y ver qué nos pude servir para mejorar nuestro servicio educativo, como aconseja el refrán popular: “no existe nadie tan sabio que no pueda aprender algo nuevo, como tampoco hombre tan pobre que no tenga algo por enseñar”.

Desde esta perspectiva de aprender de los que más saben, permitámonos buscar (dentro de nuestra apretada tarea diaria) un espacio de 28´26” (con muy buenos beneficios para nuestra tarea docente) para escuchar al profesor Melgarejo, quien nos cuenta que, en una primera experiencia mundial sobre comprensión lectora, aplicada a unos 250,000 niños de todo el mundo a los 9 y a los14 años, Finlandia y Japón ocuparon los primeros lugares. ¿Cómo es posible si en Finlandia se empieza a leer a los siete años y es el país que menos horas tenía de lectura en su sistema curricular? ¿cómo logra ese nivel? ¿Qué ocurre en Finlandia?

El licenciado español, considera, después de hacer comparaciones y estudios con otros países nórdicos (Suecia, Dinamarca, Noruega) de similar realidad, que se puede afirmar que no es fundamental las horas curriculares para alcanzar ese alto nivel de competencia lectora; sino que, en educación tienen que encajar tres grandes piezas: la familia, la escuela y las estructuras socio culturales que apoyen la lectura. Las tres deben estar entrelazadas en la estructura del sistema, ya que los estudiantes no pueden estar “entrando y saliendo del sistema”.
Es notorio y evidente que en Finlandia las familias leen mucho. Los padres van a la biblioteca periódicamente, solos o en familia. Los padres no enseñan a leer a los hijos, solo los acompañan y dan ejemplo del hábito de la lectura. Por otro lado, los programas de televisión siempre son transmitidos en la lengua original, y tienen subtítulos, de allí que los niños al principio sólo ven figuras, imágenes, pero cuando pueden leer, están motivados porque comienzan a entender los dibujos animados (por ejemplo). Y como los subtítulos pasan aprisa, cada vez se entrenan a leer a mayor velocidad. Este es un factor socio cultural muy importante para este logro.
También la Iglesia Luterana, juega un papel importante en la competencia lectora, porque ella enseña que “Usted sólo se salva si sabe leer la Biblia”. Y cuenta una anécdota sobre las gestiones de los pastores luteranos, en el siglo XIX, ante el Zar de Rusia, para lograr que los niños ciegos pudieran leer “para salvarse”.
¿Porqué en la escuela se aprende a leer a los siete años? porque creen que el cerebro está preparado a esa edad. Para enseñar a leer, los directores escogen los mejores profesores, porque tienen la tarea de ayudar a estructurar la lengua y el pensamiento. La mayor riqueza del país son los niños y deben estar en manos de los mejores educadores. La excelencia en comprensión lectora, es uno de los aspectos en la selección de los maestros para ser un país culturalmente fuerte, y es por ello, que el país se preocupa por brindar la mejor formación a los futuros profesores.
¿Cómo se aprende a leer en Finlandia? ¿tienen algún secreto?, pues no, asegura Melgarejo. Ellos creen que el aprendizaje “debe envolverse con belleza”, y para ello utilizan la música, dibujos, el arte, … que unido al apoyo de la familia y de la sociedad, permite adquirir esa competencia lectora. Los tres factores en una sintonía plena.

¿Qué propuesta hace? (para España y según nuestra realidad, para nosotros). Que exista un pacto social para que todos emitan los programas de televisión en la lengua original, que permita aprender otro idioma y practicar la lectura (al estar subtitulado); que las familias lean con sus hijos, no decirles que lean, sino que les enseñen a disfrutar de la lectura; propiciar en las escuelas el “cuenta cuentos” con las personas mayores; no olvidar a aquellos que no tienen recursos o tienen dificultades o trastornos o necesidades especiales, ellos deben ser los primeros que deben ser atendidos (de su educación inicial depende el que superen esas limitaciones). Además, las planificaciones para mejorar la comprensión lectora no pueden, ni deben depender de la voluntad de los administradores, sino de la autonomía de los directores, quienes deben ser expertos en manejar un diseño curricular descentralizado.
Y todo esto debe tener como principio una mejor formación del magisterio, porque el país confía en los maestros.
¿Mucho soñar?… puede ser, pero los profesores tenemos que soñar, tener ilusiones, utopías, …, la vocación docente, viene con el don de ser creativos para mejorar la comprensión lectora de nuestros estudiantes. Este es un desafío educativo permanente, en unos países más que en otros. Escuchar la experiencia del profesor Melgarejo, nos resultará iluminadora, si recordamos que cuando preguntamos “a las personas creativas cómo hicieron algo, [ellas] se sienten un poco culpables, porque en realidad no lo hicieron, simplemente vieron algo. Algo que después de algún tiempo, les pareció obvio” (Steve Jobs).
El pianista estadounidense Charles Mingus dijo que “la creatividad es algo más que ser diferente. Cualquiera puede pensar de forma extraña; eso es fácil. Lo difícil es ser tan sencillo como Bach. Hacer lo sencillo, asombrosamente sencillo, eso es creatividad“, y parangonando a Albert Einstein podemos afirmar que la creatividad pedagógica es contagiosa.
Les animamos a ver el video ¿POR QUÉ FINLANDIA ES LÍDER EN COMPRENSIÓN LECTORA?”, colgado por Supertics, una metodología online de refuerzo escolar en comprensión lectora.
REDACCIÓN WEB DEL MAESTRO CMF

INGER ENKVIST: NO HAY EJEMPLOS DE QUE LOS SISTEMAS QUE DAN MUCHA ‘AUTONOMÍA’ A LOS ALUMNOS SEAN EXITOSOS NI INTELECTUAL NI SOCIALMENTE

Licenciada en filología francesa, empezó a trabajar en la enseñanza primaria, secundaria y media de Suecia como profesora de francés y luego también de inglés. Posteriormente hizo su tesis sobre literatura española, doctorándose en Letras por la Universidad de Gotemburgo. Tradujo varios autores y publicó estudios sobre Miguel de Unamuno, José Ortega y Gasset, María Zambrano, Fernando Savater, Eugenio Trías, Mario Vargas Llosa y Juan Goytisolo. Ha traducido la obra de Mario Vargas Llosa y de Juan Goytisolo y ha organizado el Simposio internacional sobre la obra de Tzvetan Todorov (Lund 2004) y el Simposio Internacional Aprender a Pensar (Universidad de Lund, 2005).

Aparte de artículos, ha publicado ensayos sobre los males de la educación y la enseñanza en la Europa contemporánea. Expresa su desacuerdo con la nueva pedagogía que pone más peso en la iniciativa y autonomía del alumno al considerar que infantiliza y degrada su formación al desestructurar y fragmentar su conocimiento sobre el mundo e impedirle desarrollar hábitos sistemáticos de trabajo. Es lo que llama «espontaneísmo pedagógico» o «angelismo escolar», que incluye ideas como que «todos los niños son buenos, todos los alumnos quieren aprender, si se les deja en paz aprenden solos, los adultos más bien molestan». Para Enkvist, la mayoría de los sistemas educativos actuales carecen de objetivos claros que no se encuentren dispersos y no ofrece modelos ni pone retos a superar, impidiendo la creación de un horizonte al alumno como individuo y a la sociedad de que es miembro:

Lo curioso de los famosos pedagogos del siglo XX es que la mayoría son románticos y no son amigos de la escuela, de la lectura o de los profesores. Tampoco tienen mucho que decir sobre por qué se debe aprender algo. En lugar de esto, hablan de qué método se debe usar para aprender.

A continuación compartimos con fines educativos la publicación del portal informativo Infobae en donde Maximiliano Fernandez entrevista a la experta sueca en pedagogía Inger Enkvist. Esperamos que la siguiente publicación sirva para reflexionar sobre el tema Autonomía. Si desea leer la entrevista completa, podrá hacerlo en el siguiente enlace: Se necesitan maestros con más autoridad que no acepten perder el tiempo en tonterías en el aula.
“Se necesitan maestros con más autoridad que no acepten perder el tiempo en tonterías en el aula”
Son épocas en las que se habla y pondera la innovación en el aula. Se habla de la tecnología aplicada para mejorar los aprendizajes, de trayectos personalizados, de que los alumnos no deben aprender lo mismo. Se repite que ya no tiene sentido memorizar, que para qué aprender de memoria las capitales o las tablas de multiplicar si para eso está Google. Se habla también de que el alumno necesita autonomía.
En ese contexto, Inger Enkvist, una de las más prestigiosas pedagogas, escritoras, investigadoras, catedráticas suecas sostiene volver a las bases de una pedagogía más tradicional, una corriente que empieza a tomar fuerza nuevamente entre los académicos.

En diálogo con Infobae, fue contundente: “No hay ejemplos de que los sistemas que dan mucha ‘autonomía’ a los alumnos sean exitosos ni intelectual ni socialmente – y menos a largo plazo. Los alumnos no logran motivarse a sí mismos más que por un tiempo muy breve y los primeros en cansarse son los que menos apoyo reciben en sus casas”.
¿No comparte la idea de innovación en el aula, muy boga en estos momentos?
La palabra innovación es tramposa. Lo que queremos es un buen aprendizaje. Si el aprendizaje es novedoso es lo de menos. Con el cuento de la innovación la plata de la educación ha ido a parar a los bolsillos de los “innovadores” y no a la mejora del aprendizaje. ¿De qué innovación estamos hablando si se invirtió tanta plata en la innovación y los resultados están empeorando?
¿Está de acuerdo con que se debe poner al estudiante en el centro de la enseñanza o es una idea peligrosa?
Es otro término tramposo, porque por un lado dice algo que es obvio y es que todo en educación es para que el estudiante aprenda. En ese sentido, el alumno está y ha estado siempre en el centro de la educación. La idea de “poner al alumno en el centro de la enseñanza” parece anodina, pero así empieza una fragmentación de la organización de la escuela y de los presupuestos, y empieza a bajar el resultado. Ese es uno de los muchos lemas que circulan en educación no comprobados científicamente.

“EL ÉXITO DEL SISTEMA EDUCATIVO EN FINLANDIA ES EL RESPETO AL PROFESOR“

¿Qué consecuencias tuvo esa idea?
Introdujo una serie de nociones no tan positivas como la de decir que cada alumno debe tener su propio currícula, que tiene derecho a adaptaciones y que debe tener derecho a elegir sus tareas y su ritmo de trabajo. En otras palabras, el término se utiliza para quitarle importancia a que el alumno estudie lo que está en el currículo del año. Tendrá un plan de estudio “personalizado”. La idea está también asociada a que el profesor debe motivar al alumno. No se dice que es la tarea del alumno estudiar el contenido del año. Uno puede pensar en los países del sureste asiático que lograron resultados magníficos en un tiempo récord. Y no fue tratando a cada alumno de manera diferente.
Algunos académicos piensan que el modelo finlandés es poco menos que una farsa, que cuando cambiaron empezaron a caer en las pruebas internacionales. ¿Está de acuerdo?
No es correcto. El modelo existe y es bueno, pero el gobierno finlandés tomó hace unos años decisiones en educación que son desacertadas. Se nota el factor de la “sociedad de bienestar” que hace que los jóvenes estudien algo menos, pero de ninguna manera es una farsa.
¿Hasta qué punto es bueno darle autonomía a un estudiante y hasta qué punto es contraproducente?
La autonomía es un concepto muy vago y no es raro que se traduzca como abandono porque se le deja “libre”, sin una idea clara de lo que debe hacer. Los más flojos y los menos interesados en aprender desperdician el tiempo. La autonomía más importante es la que tiene el alumno para aprender en su casa. Tiene total libertad para organizar sus estudios en casa y algunos lo hacen bien y otros no tanto.
¿Cómo se trabaja con alumnos hiperestimulados por la tecnología?
Hay que crear en la escuela zonas sin tecnología donde reinen el silencio, la concentración y el enfoque en el aprendizaje intelectual. Crear entusiasmo por el aprendizaje colectivo del grupo y a veces el aprendizaje individual con buenos profesores que abran el mundo del conocimiento. Es enormemente estimulante entender cosas nuevas.
Hoy se dice que con Google no vale la pena aprender de memoria, pero usted no coincide. ¿Dónde ve el valor de memorizar?
Porque no hay otro aprendizaje que el del cerebro, es decir de la memoria. La memoria es lo que posibilita nuestro desarrollo intelectual. Sin la memoria seríamos más como los animales. La memoria es nuestra faceta de seres racionales. El concepto mismo de escuela se basa en la idea de lo racional que, a su vez, necesita basarse en los conocimientos adquiridos, guardados en la memoria.

Los exámenes también empezaron a estar mal vistos. ¿Cómo se debería evaluar a los estudiantes?
La evaluación es una parte de cómo se enseña, cómo se practica, cómo se organizan las clases. Sí, es útil tener exámenes. Da a todos la misma posibilidad de prepararse. Si hay evaluación continua, supuestamente hay menos estrés, pero también se podría hablar de un estrés continuo. La evaluación continua da más importancia al criterio del profesor, mientras que un examen normalmente es más objetivo. Algo que no se dice lo suficiente es que el valor de un examen depende también de cómo se integra en el resto del trabajo y de la inteligencia con la que se preparan las preguntas.
Este contenido ha sido publicado originalmente por Infobae en la siguiente dirección: infobae.com

JENNIFER GROFF: LITERALMENTE SE ENTRENA A LOS NIÑOS PARA NO DIRIGIR SUS PROPIAS VIDAS

Jennifer Groff, ingeniera educativa, de nacionalidad norteamericana, es también diseñadora e investigadora del Media Lab, pero sobre todo se considera una apasionada profesora, pues “recuerda que enseñaba en los alrededores de Filadelfia en sus inicios, y la experiencia en las aulas le hizo entender que lo aprendido en la universidad y lo que realmente podía enseñar, era simplemente una contradicción. A pesar de los esfuerzos, no tenían el sistema educacional que anhelaba”. Y ahora está enfocada a rediseñar espacios de aprendizaje, sistemas y experiencias mediante el uso de tecnologías, y el diseño de juegos para uso en las aulas. ¿REDISEÑAR LOS ENTORNOS EDUCACIONALES PARA CAMBIAR MENTES?
La Profesora Groff, fue nombrada, en el 2018, como una de las 100 personas más influentes en tecnología de la educación por la revista ED TECH DIGEST. Desde el 2017 es directora pedagógica de LUMIAR, organización de escuelas y tecnologías de aprendizaje creada en Brasil.
En una entrevista, publicada por la Redacción de BBC Mundo, explica por qué un número cada vez mayor de expertos defienden la llamada Enseñanza Basada en Competencias (EBC) que se enfoca en desarrollar habilidades y raciocinio en vez de memorización de contenido. Compartimos, por motivos únicamente educativos, algunas preguntas y respuestas, que pueden servirnos de motivación para ingresar a la publicación original y conocer íntegramente la opinión de la Profesora Jennifer Groff.

¿El método tradicional de enseñar atiende a las necesidades educativas de los alumnos?
JENNIFER GROFF: “Hay décadas de investigaciones científicas sobre cómo la gente aprende, y la forma en que estructuramos escuelas y otros ambientes de aprendizaje a menudo no está alineada con estos descubrimientos. Las estructuras escolares tradicionales, en realidad, llevan a los niños en el sentido opuesto a lo que hoy sabemos es la forma en que aprenden mejor. Las escuelas tradicionales ofrecen la misma orientación para todo el mundo, un tipo de aprendizaje muy lineal y descriptivo, dividiendo las clases artificialmente en materias. El currículo es muy rígido y los profesores enseñan muy rápido para cubrir todo el temario. Y con frecuencia ese contenido no tiene contexto. Y todo es en módulos: aprenda lo que tiene que aprender, haga la prueba y vaya a la siguiente tarea. Y ese tema nunca se reanuda. Durante 12 años los niños simplemente dicen: “Bueno, dime qué hacer, qué aprender, ¿a dónde voy?” Literalmente se entrena a los niños para no dirigir sus propias vidas. El método tradicional enseña que existe una respuesta única, es decir, una respuesta correcta y una equivocada. ¿Qué tipos de problemas en la vida, o en el mundo, son así? ¡Casi ninguno! Son todos complejos, multifactoriales, y las soluciones no son correctas o incorrectas, tienen pros y contras, y consecuencias. Entonces el mundo real es mucho más “desordenado” “.
Compartimos el video de la entrevista que le hiciera el Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey (México) en el 2018, y que ha sido colgado en YouTube por Observatorio de Innovación Educativa, con subtítulos en español.
APRENDIZAJE BASADO EN JUEGOS (8´32”)

¿Cree que el foco en disciplinas como matemáticas o idioma da a los niños habilidades que necesitan en el siglo XXI?
JENNIFER GROFF: “Por supuesto, los niños necesitan saber leer, escribir y hacer cuentas. Pero la idea de enfocarse tanto en ello en detrimento de todo lo demás está bien documentada en la ciencia como problemática. Yo digo con frecuencia a los padres: piensen en todas las cosas que los desafían en la vida real. En todos los tipos de problemas: el calentamiento global, las cuestiones de derecha e izquierda… ¿Cómo un idioma y matemáticas son suficientes para equipar a los niños para hacer frente a estas cosas? ¡Y en el trabajo! Observa las habilidades que necesitamos para todos nuestros trabajos. No se puede enseñar fuera de contexto y esperar que los niños al final entiendan todo lo demás y sean unicornios mágicos que todo lo pueden. Ellos necesitan ir adquiriendo experiencias con problemas reales a lo largo de la vida”.
¿Y cuáles son esas habilidades necesarias? Cuando se habla de competencias para el siglo 21, muchos piensan en la robótica, la programación, etc.
JENNIFER GROFF: “Hay cuatro habilidades consideradas centrales: comunicación, colaboración, creatividad y pensamiento crítico. Es obvio que se necesita esto en muchas partes de la vida. Comunicación para conversar con sus colegas en el trabajo. La colaboración es necesaria porque no trabajamos aislados. La creatividad sirve para pensar en soluciones nuevas e innovadoras. Y pensamiento crítico para lograr resolver problemas, para pensar en soluciones efectivas y significativas en el trabajo o en la vida. Pero hay mucho más allá. Cuando me preguntan: “Si pudieras cambiar el currículo en una cosa, ¿qué sería?”, Siempre digo: añadir el pensamiento sistémico que es aprender a trabajar con sistemas complejos, que no son lineales. Hay dinámicas que puedes aprender, que puedes observar y estar mejor preparado para lidiar con ellos. Nuestro mundo está hecho de muchas capas de sistemas complejos. Está también el pensamiento ético, o pensamiento con perspectiva social, que es tomar decisiones considerando cómo los otros se ven afectados. Por supuesto que se enseñan estas cosas (robótica, programación) también, pero la belleza de la Enseñanza Basada en Competencias es que el profesor no necesita ser especialista en robótica, o agricultura hidropónica, o en lo que sea el proyecto elegido para el momento. El profesor se preocupa por el desarrollo general del alumno, trae a los especialistas de la comunidad, incluso involucra a los padres”.
¿Cómo deben enseñarse estas competencias?
JENNIFER GROFF: “Nuestro modelo no es como llenar un cubo de contenido, que es como la mayoría de la gente piensa que es la educación. Los niños no guardan el contenido. Hay un famoso video en el que a estudiantes de la universidad de Harvard le dan una batería, una lámpara, un hilo y les dicen: ‘Enciéndanlo’. ¡Y ellos no consiguen realizar algo que depende de la comprensión básica de los circuitos! La mayor parte del contenido es inútil porque muchos de nosotros no recuerdan la mayor parte de las cosas que nos enseñan en la escuela. Lo que importa son las habilidades y competencias que se ganan trabajando en esos proyectos. Estamos enfocados en crear experiencias complejas para que los niños aprendan a razonar y que reflejen lo que se les exigirá en el mundo real. Entonces, si hay una discusión ideológica ocurriendo en el mundo real, debe suceder en la escuela también, sin elegir un lado, y obviamente adaptada para la edad de ellos. No estamos preocupados en recordar hechos y conocimientos, en cambio sí en tener habilidades necesarias para lidiar con el mundo complejo”.

¿Por qué entonces la educación más enfocada en competencias no es usada de forma más amplia?
JENNIFER GROFF: “Técnicamente, el modelo actual es del siglo 18. Hemos hecho algunos avances y cada escuela es un poco diferente de la otra. Hay algunas que todavía están en el pasado, otras más avanzadas. Mi primera tesis de maestría fue sobre eso: ¿por qué las escuelas no cambian? Y la respuesta es que hay muchas barreras en los sistemas educativos. Hay políticas estatales, municipales y federales que determinan lo que las escuelas pueden hacer, qué deben hacer, dónde pueden innovar. Pero también es una cuestión de tomar riesgos. Son niños pequeños, son los hijos de las personas. ¿Querrías arriesgar a aplicar esa innovación en ellos? Y es por eso es que en EE.UU. hay mucha inversión en investigación para entender lo que es mejor para quien está aprendiendo. Pero tener claridad de lo que es mejor no significa necesariamente que la mejora va a ser aplicada. La gente tiene resistencia al cambio. Especialmente porque los padres a menudo no entienden el proceso de aprendizaje a fondo, o cómo funciona la investigación en educación. Hay muchos factores que necesitan alinearse para permitir que la escuela cambie. Al final, lo que posibilita el cambio son recursos, y el apoyo financiero a la educación no es tan alto. No es un negocio tan grande, no da tanto dinero como Google. Pero creo que estamos en un momento de viraje. Llegamos a un punto en que el mundo ha cambiado tanto que es extremadamente claro que sólo preocuparse por aprobar exámenes no está dando resultados, y que necesitamos preparar a los niños con habilidades más amplias y profundas en un mundo tan complejo. Creo que los padres lo entienden”.
[Dado que las “escuelas charter” no son muy conocidas en algunos escenarios educativos, les sugerimos la lectura del artículo publicado en la Web del Maestro CMF en el 2016: ¿QUÉ SABEMOS DE LAS “ESCUELAS CHARTER”?
¿Cómo discutir el temario curricular y el método cuando muchas escuelas a menudo no tienen cosas básicas, como merienda y sillas?
JENNIFER GROFF Cuando este es el tema, discutir el currículo es una conversación sin sentido. Porque si no tienes alimento o abrigo, no estás preocupado por la creatividad. Esta es una discusión separada sobre el presupuesto para la educación. Pero las encuestas muestran que las “charter schools” (escuelas que reciben dinero público, pero son operadas por instituciones privadas) en Estados Unidos, que son las que están tratando de asistir a las personas en mayor fragilidad social, incluso cuando ofrecen enseñanza de inglés y matemáticas, logran beneficios, pero no tan grandes. Esta enseñanza no es suficiente para la universidad ni para el mundo real”.
La publicación original de BBC MUNDO la encuentra en: EDUCACIÓN: LA COLABORACIÓN Y EL PENSAMIENTO CRÍTICO SON MÁS IMPORTANTES EN EL SIGLO XXI QUE LAS FÓRMULAS MATEMÁTICAS, DICE UNA ESPECIALISTA DEL MIT
“Lo que me gustaría hacer en términos educativos es dejar de analizar los sistemas de arriba a abajo sino más bien, del suelo hacia arriba, desde la perspectiva de los que aprenden viendo experiencias y más experiencias que sean significativas y coherentes a través del tiempo” (2017).
REDACCIÓN WEB DEL MAESTRO CMF